La familia de la joven que murió de leptospirosis denunció al Ministerio por mala praxis

Los padres de Yamila Ferré, quien tenía cuatro hijos, aseguran que en el hospital Sayago “le dijeron que era gripe y la mandaron a la casa”. No se encontró la historia clínica.

La familia de Yamila Ferré, quien falleció el lunes por un cuadro de leptospirosis, presentó una denuncia penal contra el Ministerio de Salud y el municipio santafesino por “abandono de persona y mala praxis”.

En la denuncia, los padres relatan cómo sucedieron los hechos. “Nosotros decimos la verdad y ya no tenemos bronca, sólo queremos saber por qué en el (hospital) Sayago no hicieron nada, no la revisaron, y no hay historia clínica”, dijo Jesús Ayala, papá de Yamila, tras presentar la denuncia en la Fiscalía Regional de Ricardo Fessia.

Yamila tenía 23 años y vivía junto a sus pequeños cuatro hijos y su marido en barrio San José. Tras las lluvias intensas del mes pasado, su vivienda se inundó y permaneció con agua aproximadamente una semana.

El viernes 13 de marzo, la joven se presentó al hospital Sayago con un cuadro febril y según afirman sus padres, “le dijeron que era gripe, y la mandaron a su casa”.

La familia denuncia que la joven regresó en dos oportunidades más al nosocomio hasta quedar internada el lunes 16. “En el Sayago no nos atendió ningún médico”, afirmó Ana María Ferré, mamá de Yamila.

El martes la joven fue trasladada al Cullen, donde por falta de camas en el servicio público fue derivada al Sanatorio Garay donde finalmente falleció tras una semana de internación. “En el Cullen nos dijeron que lo de mi hija era un caso extremo, y en el Sanatorio Garay nos confirmaron que era leptospirosis”, aseguró Jesús Ayala.

Yamila trabajaba en la Cooperativa “Los Redimidos de Cristo”, la cual realizaba trabajos de desmalezamiento para la Municipalidad de Santa Fe. Según su padre, “no se le probeyó elementos de seguridad como ropa adecuada, guantes y barbijos”.